ALBERTO KORDA

Tengo memoria de esa imagen desde siempre, simplemente estaba allí, entre miles de libros en el estudio de mi padre. El rostro de un hombre que llegó a ser tan familiar que durante años creí era un amigo de mis padres o un pariente cercano, años más tarde supe de quien se trataba. Esa imagen que nos pertenecía tanto era un icono de los movimientos revolucionarios, de los oprimidos, de los luchadores sociales. Recuerdo que fue en una manifestación de los electricistas por el año de 1976, yo tenía cinco años de edad, la gente vestía el retrato en camisetas, lo llevaba en mantas, pósters, panfletos... el rostro cobraba un nombre, el de Che Guevara. En efecto, la imagen nos pertenecía a todos...

Tendrían que pasar todavía muchos años, para que yo me enterara quien había sido el creador de esa imagen.

Alberto Díaz Gutiérrez, mejor conocido como Korda, un cubano especializado en fotografía de modas, ¿cómo? ¿ especializado en modas? parecía que la historia no tenía ni pies ni cabeza, la moda nunca ha sido un tema que ha preocupado a los revolucionarios y viceversa... ni hablar.

Ficel Castro / Colección CMF
 

Ciertamente la trayectoria de éste fotógrafo iba más allá de la fotografía publicitaria, posteriormente averigüé que éste joven tenía un peculiar interés en la problemática social que se estaba dando en su isla, un buen día Korda se vió involucrado en ese universo, el triunfo de los revolucionarios contra el régimen de Batista en 1959 dió la vuelta al mundo al ser captado por muchos fotógrafos cubanos, entre los cuales no tardó en sobresalir el trabajo de Korda quien ya para esa época colaboraba en el diario Revolución, y que pronto se convertiría en el fotógrafo favorito de Fidel Castro en sus recorridos por la isla, en sus encuentros con Hemingway, Jean Paul Sartre y en sus viajes por Venezuela, Estados Unidos y la Unión Soviética.En gran parte, el mundo entero pudo ser testigo del proceso revolucionario cubano gracias a las imágenes tomadas por Korda y sus contemporáneos, Cuba fue vista como una alternativa política por miles de jóvenes que luchaban por la justicia social en América Latina, principalmente.

El retrato del Che Guevara, una imagen encuadrada del negativo original, es la fotografía más reproducida de la historia y a la fecha es el estandarte de la lucha social y la revolución, pero también un icono más del capitalismo que lo ha llegado a incluir dentro de sus estrategias publicitarias. Ciertamente, ésta imagen pertenece a la historia y al imaginario colectivo. Pero reducir el trabajo de Alberto Díaz “Korda” a la fama que acompaña a una sola de sus fotografías, sería un hecho lamentable, pero sobre todo injusto.
No considero necesaria mayor justificación para el homenaje que esta IV Bienal de Fotoperiodismo brinda al trabajo del fotógrafo cubano, que falleciera el pasado mes de mayo en la ciudad de París durante los preparativos para su exposición restrospectiva, pero sobre todo a Alberto Díaz “Korda” el hombre que supo vivir su tiempo y legarnos esa pasión e intensidad en miles de imágenes.

Andrea Gálvez
Cuarta Bienal de Fotoperiodismo
Junio 2001



             

Galeria de fotos
Presentación
Video